Buscar en este blog

lunes, 26 de julio de 2010

Recetas, Papardele con albóndigas rápidas




Espero que os guste mi variación de Los Espagueti de Clemenza (el ayudante de El Padrino). Esta, es una de esas recetas de 20 minutos, a 3 fuegos que os harán quedar como un rey con invitados o con la que disfrutareis como auténticos capos de la mafia en solitario. Imaginaros la combinación, cintas de pasta, albóndigas rápidas de cerdo y maravillosa salsa de tomate, ¿Qué más se puede pedir? ¡Pues pasar un domingo de resaca en casa de los padres sin que ellos estén!

Y ahora, es cuando os cuento como . . .
Empezamos con una olla llena de agua al fuego, mientras se calienta preparamos todos los ingredientes.
Albóndigas rápidas, cogemos las salchichas de carnicería (las de toda la vida) o en este caso una buena butifarra de Huesca, y las apretamos para formar pequeñas bolitas, como si fuese una manga pastelera. Desechamos la piel.
Salsa maravillosa de tomate, ver receta. (En este caso, yo uso tomates envasados enteros y pelados)
Y que empiece el baile. En una sartén muy amplia, echamos un buen chorro de aceite de oliva, cuando se temple echamos las albóndigas y que se frían despacito, mientras tanto ya nos estará cociendo el agua, añadimos sal y echamos los papardeles. Seguimos moviendo las albóndigas en su aceite y cuando la pasta este casi apunto (Seguir instrucciones del envase, pero siempre probar la pasta) echamos un buen pellizco de orégano a las albóndigas. Escurrimos la pasta y la añadimos a la sartén de las albóndigas, rehogamos un par de minutos y servimos en los platos con una buena cucharada de tomate por encima, espolvoreamos con parmesano y a disfrutar.

¿Alguien necesita un segundo después de este maravilloso plato?
Un abrazo para todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada